La noticia de Federico Mateos que complica el mercado de fichajes

El trámite del volante para liberar su cupo de extranjero podría durar varios meses, lo que complica el panorama del próximo mercado.

La Universidad de Chile ha recibido un golpe duro en sus planes para el mercado de fichajes debido a la situación de Federico Mateos y su nacionalización. Esta noticia ha generado preocupación y complicaciones en el club azul, ya que la demora en el proceso de nacionalización del volante argentino podría afectar la planificación de cara a la próxima temporada.

Federico Mateos, quien ya se encuentra fuera de las canchas debido a una lesión en el ligamento cruzado posterior de la rodilla derecha, no podrá completar su nacionalización como chileno en los próximos meses. Esto implica que, al menos durante el primer semestre de la temporada 2024, el jugador ocupará un cupo de extranjero en el equipo.

Inicialmente, se esperaba que Mateos obtuviera los documentos necesarios para su nacionalización en diciembre de este año. Sin embargo, debido a un retraso en un trámite que debía realizar Ñublense cuando el volante militaba en ese club, el proceso se ha prolongado y se estima que podría extenderse hasta junio del próximo año.

El complicado panorama con Mateos

El futbolista cumple con los requisitos exigidos por el Servicio Nacional de Migraciones para obtener la nacionalidad chilena, pero ve frustrada la posibilidad de contar con este beneficio a corto plazo. Además, su condición de extranjero implica que ocupará uno de los cupos disponibles para jugadores foráneos en el equipo, lo cual no estaba previsto en los planes del club.

Opina sobre esta noticia

El impacto de esta situación se extiende al mercado de fichajes de la U. Actualmente, el club tiene los cinco cupos de extranjeros ocupados, pero se espera la salida de Nery Domínguez, lo que liberaría un espacio en la plantilla. Sin embargo, la incertidumbre en torno a la nacionalización de Mateos complica la planificación y podría obligar al cuerpo técnico y a la directiva a buscar alternativas.

La llegada de Franco Calderón, sumada a la posible salida de Domínguez, permitiría a los azules mantener los cupos de extranjeros al límite. No obstante, es posible que se deban realizar movimientos administrativos adicionales para asegurar al menos un espacio más en la plantilla de cara al próximo mercado de fichajes.

Comentarios: